LAVANDA

Uso principal: Ayuda a tratar el estrés, ansiedad, depresión, dolores de origen nervioso e insomnio.

Otros usos: Se utiliza para combatir resfriados, sinusitis, faringitis, laringitis, bronquitis y dolores generados por artritis, tortícolis y migraña. También se utiliza externamente para problemas de la piel como piquetes de insectos. Es desinflamatorio, antibacteriano y sedante.

 

Contraindicaciones: El uso directo de aceite esencial puede provocar aumento del ritmo cardiaco, naúseas y convulsiones. Localmente puede provocar hipersensibiliad.